b_400_0_16777215_00_images_notasdeldia_noviembre_oaxaca-falsos-damnificados.jpg

Texto: Agencias


OAXACA, Oax.- El Partido Revolucionario Institucional (PRI) se deslindó de “operadores políticos”, tal como se ostenta su militante, la expresidenta municipal de Asunción Ixtaltepec, Adelina Rasgado Escobar, quien junto con su esposo Jorge Antonio Antonio se dijeron “damnificados” para cobrar el apoyo para la reconstrucción de tres viviendas.

La exdiputada del PRI y su esposo presuntamente cobraron 120 mil pesos por cada casa al ser incluidos en el censo levantado por la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) sin haber sido damnificados.
Luego de que estos políticos priistas fueron exhibidos en red nacional por lucrar con la desgracia de los damnificados por los sismos de septiembre, la dirigencia estatal del PRI salió a deslindarse del hecho.
Además, pidió que a estos militantes priistas se les castigue de manera ejemplar por violar los ordenamientos legales.
“El PRI es y será siempre respetuoso de los ordenamientos legales y de las instituciones, por tanto, es el primero en pedir el castigo ejemplar para quienes actúen en sentido contrario”.
Y agregó la dirigencia en un comunicado que, “como en otros casos, exigimos a las autoridades correspondientes que hagan las investigaciones sobre cualquier abuso cometido durante la emergencia”.
Luego reiteró su “apoyo incondicional” a los afectados por los fenómenos naturales y destacó que “siempre estaremos del lado de los mexicanos, como lo confirmamos con la renuncia a las prerrogativas correspondientes al ejercicio 2017 superiores a los 258 millones de pesos”.
Se hizo hincapié en que en el censo de Sedatu podría haber unos cuatro mil falsos damnificados en la región del Istmo, situación que debe ser investigada.
 

Síguenos en Twitter

Únete en Facebook